Una pantalla en blanco

Me propuse escribir alguna cosa cada semana, pero esto me resulta más complicado de lo que parece. No se sobre qué escribir, me enfrento a un folio, bueno a una pantalla, en blanco desde hace ¿Un mes?, más. Y no será por que el mundo no ofrece temas:

Ha habido más guerra en Oriente Medio, en la que encima nos han metido otra vez, que no se pa’que se mete este hombre (Zapatero) donde nadie lo ha llamado. Que sí, que esta vez tiene el respaldo de la ONU, bla, bla, bla. Pero que no somos ninguna potencia de nada, que no pintamos un carajo y tal como está el patio quizás nos valdría más no llamar la atención demasiado. Y mientras “pacificamos” el Líbano tenemos el Sahara y a los saharauis, cosa que si es nuestra responsabilidad, abandonaos.

Ya no hace falta ni blasfemar en hebreo, en Alemania están tan cagados de miedo que se autocensuran hasta las óperas “por si las moscas” antes de que haya protestas siquiera, aunque en un alarde de “normalización” como si la religión entendiera lo que es normalidad, especialmente una con tan poca capacidad de autocrítica como ésta, en la conferencia alemana sobre el Islam que allá mismo se celebra han dicho que no pasa nada, que si la programan de nuevo van todos juntitos a verla. Que ya habrá tiempo de quemar banderas y darse de hostias en alguna otra ocasión. Hasta Su Santidad debe tener cuidado, con lo que dice, ay que ver, mira que mencionar la sangre y el fuego de la yihad y olvidarse de las cruzadas y las hogueras de la inquisición… si es que está mayor ya el hombre…. rabillos de pasas Padre.

También han arribado a nuestras costas miles ya de personas, huyendo como pueden de sus países trazados con tiralíneas, pensando que esto es la tierra que mana leche y miel o quizás siendo mucho mas conscientes de que aquí les tratarán como a perros, pero aun así sigue siendo mejor que lo que dejan atrás. Siempre se le puede vender el culo a algún hijodeputa.

Galicia, ardió. Andalucía se seca. Cataluña es arrollada por tormentas. El tiempo es cada vez más extremo, pero aquí manda quien manda, el club Bilderberg ya sabe :P, y seguimos usando combustibles fósiles. Contaminando ríos y rías con manchas químicas. Haciendo campos de Golf (que deporte más estúpido, y tengo familia que vive de eso, pero es que no hay por donde cogerlo…) y creando urbanizaciones en parajes naturales, eso me recuerda una frase “nativoamericana”: Cuando el último árbol haya sido cortado, cuando el último río haya sido envenenado, cuando el ultimo pez haya sido pescado, sólo entonces se darán cuenta de que el dinero no se come.

Las eléctricas se unen creando, o deseando crear, monopolios donde debería haber habido competencia. El petróleo baja, pero no la gasolina. Parece que sólo repercute en los precios cuando sube el barril.

Pero yo no he sabido encontrar un tema del que hablar. Y me preguntaba por qué hasta que me he fijado que estaba tirado en la cama, medio viendo Terminador 3, comiendo pollo con tallarines del Wok Away con palillos que me he traído del centro comercial mientras escribo esto en el portátil, con match.com y elplanazo.com abiertos: ¡Soy un americano de telesiere! Si es que tanta tele no podía ser buena. No es que me enfrentara a una pantalla en blanco, es que empiezo a tener en blanco el cerebro, inmune a los acontecimientos del mundo… ¿Habrá aun esperanza para mi? ¿La ha habido alguna vez?.

El trabajo bien gracias, por lo menos allí soy útil en algo a alguien.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies